Ir al contenido principal

INXS

letrastereo_inxsUNA VOZ

Soda Stereo, Charly Alberti, Debora Del Corral, INXS, Michael Hutchence. Todos estos nombres de la música tienen una conexión, si te das una vuelta por YouTube. Esa son las cosas que pueden pasar si un melómano empieza a navegar por ese portal audiovisual. 


Un día cualquiera del mes de abril del 2010 me di  una  "vuelta" con la banda argentina más importante de Latinoamérica (Soda Stereo), de allí  me fui con el proyecto que realizó su baterista (Charly Alberti) junto a una cantante de su país (Deborah Del Corral), y quien me llevó a su vez hasta la clausura de los Juegos Olímpicos de Invierno Vancouver 2010, donde ella cantó "New Sensations" con la banda australiana más famosa del mundo (INXS) ", y que en los años ochentas y noventas tenía como vocalista a uno de los personajes más afinado y carismáticos del pop-rock mundial (Michael Hutchence).


Ese día el interesante recorrido por YouTube se detuvo en INXS, y en su vocalista Michael Hutchence. Un cantante con una voz inconfundible y con una escena  cargada de mucho magnetismo, pero que se fue de este mundo "tempranamente" en 1997 a los 37 años. Afortunamente 3 años antes de su muerte, pasó por Caracas y me apunté para disfrutar de su calidad y la de sus compañeros.


letrastereo_entrada_inxs_caracas
Recuerdo que de camino al estadio de Beisbol de la Rinconada, lugar del concierto en la capital venezolana, por la radio iban dando detalles de la visita de INXS, y una de las curiosidades que dijeron era que la banda no había hecho prueba de sonido, pues estaba "perfecto" . Razón no le faltó a la gente de la radio, pues de principio a fin pudimos escuchar un sonido impecable, a pesar de ser al aire libre. Pero, sin duda lo que mejor recuerdo es a Michael Hutchence cantando con una potencia que pocas veces he visto en directo (Sting, Bono, Clarence Bekker, Eddie Vedder, etc.), y creo que tengo buen "prontuario" de conciertos tras mi espalda. El vocalista de INXS transmitía con fuerza las letras, jugando siempre con los matices y rangos de su voz.  Never Tear Us Apart, New Sensations, Devil Inside, Suicide Blonde, fueron un ejemplo de lo vivido a pocos metros de distancia de Hutchence y la banda.



Según un amigo, Iván C., Pavarotti había opinado que Michael Hutchence era un cantante "4:40", y no porque tuviera alguna conexión con Juan Luis Guerra (otro gran músico), sino por su afinación vocal "perfecta". Gracias a ese amigo, un par de años antes del concierto en Caracas llegó a mis manos el CD Live Baby Live, en el cual escuché por primera vez a Hutchence y compañía brindar su música en vivo.


Disfruten de "New Sensations" en Wembley Stadium. (Ver Video)









Hay un dicho por ahí que dice: "Dios los cría y ellos se juntan". Y al parecer eso se cumplió con Michael Hutchence de INXS y Bono de U2. Dos buenos amigos y excelentes cantantes que pudieron colaborar juntos en un proyecto en solitario del australiano y que vio la luz al público después de irse de este mundo. (Ver Video)











Esta vuelta por Youtube llegó hasta Michael Hutchence y Bono. Más adelanté seguiremos girando con más de estos paseos, vivencias y experiencias de la música.



Adrián Naya



(Gracias Iván por darme tanta información musical por varios años)

Comentarios

  1. Yo te acompañé a ese concierto. De los mejores a los que he ido! saludos amigo. Alejandro

    ResponderEliminar
  2. Gracias por el recuerdo...MH fue y será uno de los mejores cantantes de rock de todos los tiempos y que manera de pararse en el escenario!!!

    ResponderEliminar
  3. Nací tarde para disfrutarlo, tengo recuerdos de su muerte y el boom noticiero que fue la misma... sin duda MH era un huracán sobre el escenario... solo pude aprender a valorar su calidad y la de INXS investigando y navegando... toca disfrutarlo via youtube... Saludos 22/08/2015.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Amor de madre

Prólogo:
Más allá que Gustavo Cerati ya no esté en este plano sigue valiendo la pena que disfruten de esta entrega en homenaje a esa relación madre e hijo, y como de muchas otras.

De hijo también

"Mama sabe bien, perdí una batalla. Quiero regresar sólo a besarla. No está mal ser mi dueño otra vez, ni temer que el río sangre y calme, al contar de mis plegarias... Tarda en llegar y al final, al final hay recompensa. Mama sabe bien, pequeña princesa. Cuando regresé todo quemaba. No está mal sumergirme otra vez, ni temer que el río sangre y calme, se bucear en silencio... Tarda en llegar y al final, al final hay recompensa. Tarda en llegar y al final hay recompensa... En la zona de promesas".
Esa es la letra de Zona de Promesas, la canción que Gustavo Cerati le escribió y dedicó en 1993 a su mamá Lilian Clark. Ella misma ha sido la encargada de recordarnos este tema al nombrarlo en una entrevista que le hicieron en radio (Mitre- Buenos Aires) el pasado 11 de agosto a raíz del cumpl…

De festival en festival

En la máquina musical del tiempo
Gracias a un vídeo he dejado de lado el fresco recuerdo  del festival Rock in Río Madrid 2010 para viajar 19 años atrás y casi 7.000 kilómetros hasta Caracas. La transportación ha sido a las imágenes que he encontrado de otro gran evento de la música celebrado entre el 2 y 10 de noviembre de 1991, y en la ya mencionada capital venezolana, el 1er Festival de Rock Iberoamericano (Rock Music 91'). 


A muchos no les sonará este acontecimiento por ser de otras partes del mundo y a otros, tal vez, porque ni siquiera habían nacido. Durante cinco días el autocine de EL Cafetal, en Caracas, apagó la ficción de sus proyectores para que miles de personas disfrutáramos en cada una de esas jornadas de la realidad del rock iberoamericano,  que estaba  en una fase de consolidación regional.





A mi parecer este festival de rock Iberoamericano fue uno de los primeros grandes eventos en el continente que logró reunir a algunos de esos grandes exponentes: Soda Stereo, Fito…

¿Quién tiene la culpa?

Misterios de la música
TUM PA, TUM PA, TUM-TUM PA... Este no es un lenguaje pre-histórico, es la codificación en letras de uno de los tantos ritmos que casi siempre está sonando en mi cabeza. Es una batería la que está en mi "azotea", el instrumento musical pasión desde la infancia. Pueden pasar los años pero la atracción se mantiene en alta intensidad. No importan los contratiempos, vender la batería de mi vida (Tama RockStar la negrita), vivir en ciudades donde los apartamentos tienen paredes de papel (Barcelona, Madrid), etc., etc., etc. Siempre, siempre la batería me acompaña, está en mi cerebro.
No encuentro explicación para este conexión tan fuerte con ese instrumento. En mi caso, el único miembro de la familia que ha sido músico instrumentista es el tío Franklin (Altuna), un virtuoso del violonchelo, con un oído prodigioso y con un curriculum no menos impresionante.  Entonces ¿Quién me ha contagiado con ese virus perpetuo durante mi infancia? ¿Quién tiene la culpa de la…